La tradición se cumplió una vez más. Después de la misa celebrada en la iglesia de Lourizán, cerca de 90 trabajadores de la empresa gallega Elnosa, entre activos y jubilados, se dirigieron a un restaurante de Poio para un almuerzo de confraternización. El pretexto del encuentro fue la celebración del Día del Patrón.

       

Ya con todos los participantes a la mesa, Mesquita de Sousa, administrador de Elnosa, quiso saludar a los presentes y destacar la contribución de todos en la buena marcha de la empresa. “Estamos trabajando para mantener, en los próximos años, la actividad productiva y comercial de Elnosa”, destacó en tono optimista.

       

João de Mello, Presidente del Consejo de Administración de CUF, también intervino, reforzando la intención de ver a Elnosa en funcionamiento mucho más allá de 2017: “Estamos estudiando la continuidad, con el apoyo de la Xunta de Galicia. Es un camino difícil, pero posible. Y que tendrá éxito con vuestro esfuerzo y colaboración”.

       

Al final del almuerzo se homenajeó al trabajador Alberto Cordero Placer por sus 20 años de servicio y, con tal motivo, recibió un diploma y un obsequio.